RSS

Pienso en verde


Nueva semana en mi diario, y nueva recomendación para pasar - al menos - un buen año. Ésta dice así: Lánzate a vivir aventuras en la naturaleza de tu propio vecindario. Aunque residas en una ciudad, si miras bien encontrarás mucha naturaleza a la puerta de casa. Haz anotaciones sobre flores, pájaros o insectos que veas, o incluso dibújalos. Después averigua más datos sobre ellos.
Sólo hay que echar un vistazo a la mayoría de mis fotos en Flickr para comprobar que me gusta observar todo lo verde que tengo más a mano. Me resulta muy entretenido, incluso relajante. Aunque no es algo totalmente nuevo para mí porque siempre me ha gustado mucho el campo, sí es cierto que nunca antes me había dedicado a fotografiarlo, y eso te hace ver las cosas de una manera distinta a la habitual. Por ejemplo, podría dedicar un post entero a la cantidad de tipos diferentes de nubes que he descubierto ahí arriba. Podría dedicar todo un blog a los cientos de especies de flores silvestres que aparecen por estas fechas en los lugares más inesperados, sin que nadie se haya preocupado de plantarlas ni de cuidarlas, y que pasan desapercibidas para la mayoría de la gente, porque al fin y al cabo siempre han estado ahí.
Esos días en los que cojo a mi perro, mi super cámara birriosilla, y la bici si se tercia, y salgo a ver campo, siempre voy pensando, primero que es una pena no tener el mar cerca, y segundo, en la cantidad de gente que vive perdiéndose estas cosas, sencillamente porque no se han enterado de lo que les rodea. Comprendo que no a todo el mundo tiene por qué interesarle estas cosas, pero seguro que para muchos supondría todo un descubrimiento.
La frase para esta semana que entra es de Helen Keller, la famosa mujer sordomuda y ciega: Para mí una exhuberante alfombra de agujas de pino o de césped esponjoso es más agradable que la más lujosa alfombra persa.

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • RSS

7 mensajitos al respecto:

sauriksr dijo...

Me encanta lo aparentemente simple. Las innocentes puntas de iceberg que esconden una grandeza.

Lo mismo me pasa con las personas. as que alardean de mucho, en realidad no son nada. Y, sin embargo, otros se muestran casi inexistentes, y tienen mucho bueno callado, esperado a ser descubierto y que, como has dicho, la gente no se percata porque, simplemente, "siempre están ahí".

Estos días hace sol. Puedes salir a la calle, y quejarte porque te huele el sobaco. Mi opción es quedarme parada un rato y notar como me abrazan los rayos.

Nada me pone de más buen humor.




Tal vez sí; quizá un beso es, para mí, el tesoro más valuoso del mundo.

finnegan dijo...

pero bueno, a ti qué te ha dado ahora con la naturaleza y el verde y la dieta de la alcachofa?

oye, que la hierba se huele y se pisa, pero si la fumas, te salen posts muy raros, jajajajaja...

un beso.

Pampanitos Verdes dijo...

sandra : ditto, guapi ;-)

finn : Hala, ya salió el destripalotó! Oye monín, ya sé que ahora mismo los únicos matojos que te interesan son los de tu nuevo ligue, pero sepas que hay vida más allá! :-D
Y qué dices de dietas... ¿ya has olvidado mi super post culinario? Tú sí que estás a dieta... la del cucurucho!
:-P

finnegan dijo...

bueno, tú y yo nos perdonamos esas cosillas porque en el fondo nos tenemos cariño, jajajajaja...

no me lo tengas en cuenta, que me has pillado cruzado y recién despertao de la siesta, jejeje...

si te doy un besote muy gordo te lo compenso???

Pampanitos Verdes dijo...

Ermm... mm... hhmm...
Ok, vale! :-D

nosesicasarmeocomprarmeunperro dijo...

Niña te recuerdo que eres de pueblo.Como no te va a gustar lo verde?jeje

Pampanitos Verdes dijo...

Hombre, de pueblo no soy, que nací en la ciudad; aunque a punto estuvo de empadronarme mi güeli en el suyo.