RSS

La otra petite mort


Lo que voy a tratar de explicar a continuación, es algo que jamás he comentado con nadie ni he oído a otros hablar de ello, aunque imagino que no soy la única a quien le sucede.

Muy de vez en cuando (una lástima, porque ojalá sucediese más a menudo) y encontrándome en una situación relajada, si por ejemplo escucho a alguien con una voz agradable, u observo a alguien haciendo algo con las manos: escribir, pintarse las uñas, darse crema, dibujar, coser... cualquier actividad tranquila, me invade durante el tiempo que dura esa actividad una sensación placentera que me recorre la espalda y que sólo se me ocurre describir como gustirrinín :-) .
Es una variante de la petite mort pero sin connotaciones sexuales, una sensación parecida al letargo cerebral (cuando nos quedamos "idos" durante unos segundos) pero siendo totalmente consciente de lo agradable del momento. Además, cuando me sucede, soy capaz de evocar ese momento varias veces durante algunos días. Después, desaparece.

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • RSS

6 mensajitos al respecto:

Orleans dijo...

Has descrito esa sensación muy bien.A mí me sucede con varias cosas.No sé,cuando observo a alguien lavando la ropa a mano con cariño.Cuando preparan café.Cuando planchan y se escucha el tintineo del agua al mover la plancha,etc...

Irene Jansen dijo...

¿Sensaciones agradables? Sí...

Pero tanto como para compararlo con el orgasmo desde luego que no.

Me das envidia.

finn dijo...

pero si el iñaki gustirrinín ese es el marido de la infanta cristina, la sencilla, la que vive en barcelona y tiene ya 4 retoños salidos de su co... bueno, eso...

en fin, sólo quería decir que me he pasao 5 minutos de reloj riéndome al imaginarte con tu sensación de gustirrinín que te recorre la espalda mientras te pintas las uñas de los pies...

yo tengo algo parecido a ese gustirrinín. solo que yo necesito verbalizarlo y cuando me invade esa sensación placentera de calma siempre digo 'qué bien se está cuando se está bien...'

besos. y no me vuelvas a llamar poligonera. y que conste que, como todos los de mi generación, también me cogía mis buenos pedos de pegamento imedio en las clases de plástica (bueno, en mi época se llamaban pretecnología...).

Pampanitos Verdes dijo...

orleans : menos mal que no soy la única y ya no tengo que pensar en donar mi cuerpo a la ciencia...

irene : bueeeno... ya me gustaría que fuese como un orgasmo, pero sí: es una sensación física en toda regla, y si el orgasmo es un 10, el gustirrinín es un 8.

finn : ya estás riéndote a mi costa brava!?!? :-)
Bueno, esa sensación me ocurre (a veces) cuando es otra persona la que realiza la actividad. Yo en esos momentos me quedo paralizada, disfrutando del instante, como los gatos cuando les rascan las orejas.

finn dijo...

ah, vale, no lo había acabado de pillar. vamos, que lo del gustirrinín (¿no te estarás refiriendo a urdangarín?) ese te viene cuando te quedas arrobada observando a alguien. jo, pues no tengo yo antecedentes de algo similar, la verdad. eso las mujeres que tenéis orgasmos, semiorgasmos, gustirrinines, quierosynopuedos y cosas similares. los hombres somos más básicos, jejejeje. besos. y no me río a tu costa (brava), me río junto a ti, que tú no eres una choni de las de supermodelo.

Irene Jansen dijo...

Jajaja, finn, a ver si luego me pillas más tranquila y puedo visitarte, porque me he reído mucho con tus comentarios. Y sí, están los aorgasmos, los semiorgasmos, los megaorgasmos, los orgasmos en progresión, un orgasmo dentro de otro o uno enganchado a otro... Mmm... hay días que me gusta ser mujer (todos menos esos precisamente a los que se refiere el anuncio de compresas).

Besos.