RSS

Formatear la mente


Una vez me dijo alguien, con la suficiente autoridad y conocimiento de causa para hacerlo, que el día que deje de ser una cabezota de ideas fijas, empezaré a ver la vida desde otra perspectiva, y que esa perspectiva no sólo me enriquecería como persona, sino que me facilitaría mucho las cosas.

Lo cierto es que hasta entonces no me había dado cuenta de esa característica de mi personalidad, pero realmente está ahí. No soy un bicho raro; todo el mundo posee una serie de ideas arraigadas, programadas, que marcan y rigen su manera de vivir. Sin embargo - y por lo visto - hay personas con más predisposición y facilidad para 'flexibilizar' su forma de pensar. Yo creía que era una de ellas, estaba convencida de tener una mentalidad bastante abierta, pero resulta que no, que precisamente me muestro inflexible ante los pensamientos que más importan e influyen en mi vida. A quienes me habéis seguido desde hace tiempo, no os sorprenderá que os diga que esas ideas fijas giran, sobre todo, en torno a mi autoestima.

Ahora que conozco el problema, me falta averiguar cómo ponerle solución. Como casi siempre, la práctica resulta más complicada que la teoría. Una vez más, echo de menos tener un panel de control de mi cerebro, con botoncitos e interruptores con los que poder dirigir mi mente a mi antojo. Pero necesito aprender a cambiar, formatearme y contemplarme desde otros ángulos. ¿Por dónde empiezo?

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • RSS

5 mensajitos al respecto:

Kalikrates dijo...

Lo de ser una cabezota a veces tiene su encanto, y no sé como flexibilizar una mente, pero si sé que lo peor para la autoestima es la erosión: si te metes un trompazo lloras, te cabreas, te disgustas, juras y ya está, pero si tienes un mal trabajo que pierdes para conseguir otro peor que tambien pierdes, las últimas relaciones personales te han dado problemas o no te dejan bien, sabes lo que quieres pero no aciertas a encontrar el camino... ¿te suena?, empiezas a pensar que debes ser tu y no las circunstancias la culpable de ello. La solución budista es repetir un mantra hasta que sea parte de ti; te recomiendo el mantra L'Oreal: "porque yo lo valgo", y no te rias, que lo digo en serio.
Muchos buenos deseos y un abrazo.

Ingrid dijo...

Bueno has empezado por lo más dificil: reconocer "tu problema". La tozudez solo es un problema si no te deja vivir como desearías. Tienes que saber perdonarte, permitirte equivocarte y quererte mucho. Ser coherente con uno mismo es esencial (para mi y lo más difícil a veces si uno tiene la autoestima bajita como yo misma. Ojalá te pudiera dar una fórmula magistral para eso, eso querría decir que yo he superado "mi problema".
Besotes grandotes

finnegan bell dijo...

esto es como en alcohólicos anónimos, beibi, el primer paso es reconocerlo. que luego eres una cabezota y tropiezas (como julito iglesias!!!!!) dos veces en la misma piedra, pues nada, a seguir intentando... a ver si al final, suena la flauta.

besitos.

Lou dijo...

¿y cómo se hace eso? yo la verdad que tengo una autoestima bastante oscilante. Generalmente vence la autoestima buena (siempre me han dicho que no necesito abuela jeje), aunque todos los meses tengo un bajón , y dependiendo en la estación del año en que me encuentre podemos hablar de autoestima baja, autoestima de subsuelo o autoestima del núcleo terrestre. En fin, que esto de la autoestima es algo realmente complicado, pero ¿quién dijo miedo?

Un saludo, y gracias por visitar mi blog y dejar tu comentario :)

Nxo dijo...

Pues una opción es grabarte con una cámara en plan documental, pero eso es complicado. Simplemente, cuando veas que tienes el mismo pensamiento que siempre tienes, intenta verlo desde otro punto de vista.